La Casa Rosada tiene la intención del Gobierno de convocar a sesiones extraordinarias al Congreso Nacional para febrero próximo, con el fin de tratar una agenda de temas entre los que, en principio, quedaría excluida la reforma laboral

La Casa Rosada tiene la intención del Gobierno de convocar a sesiones extraordinarias al Congreso Nacional para febrero próximo, con el fin de tratar una agenda de temas entre los que, en principio, quedaría excluida la reforma laboral. 

En declaraciones formuladas al Diario Política y Casa Rosada Congreso de la Nación los 365 días del año, el presidente provisional del Senado y referente  en ese cuerpo, Federico Pinedo, aseguró que "no se suspenden las extraordinarias" que el Ejecutivo tiene previsto convocar para febrero próximo. 

De esta forma, salió al cruce de informaciones periodísticas que dieron cuenta de la supuesta decisión del Gobierno de desactivar la convocatoria a sesiones extraordinarias para febrero. 

En este sentido, fuentes parlamentarias indicaron que si bien la discusión del proyecto de reforma laboral impulsado por el Gobierno quedaría postergado hasta el inicio de las sesiones ordinarias, en marzo próximo, sí se encararía el debate sobre otras iniciativas. 

Entre esos proyectos, consignaron los informantes, en la convocatoria a sesiones extraordinarias del Congreso se contarían el de extinción de dominio, la reforma sobre mercado de capitales y la reforma política.



Así el Ejecutivo podría "planchar" el Congreso hasta el discurso de Macri ante la Asamblea Legislativa para centrar la gestión 2018 más en la economía que en la política. Bajar la inflación y reducir el gasto público será el leitmotiv que unirá a la Casa Rosada con los gobernadores del PJ, sin aventuras políticas estridentes.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios